Cómo mantener tu baño para que luzca como el de un hotel

Te compartimos trucos sencillos y fáciles de poner en práctica para que consigas que el baño de tu casa se parezca al de un hotel.

Baño hotel

En términos generales ¿qué es lo que sentimos o percibimos nada más entrar al baño de un hotel? A simple vista, la sensación de limpieza y orden es impresionante, parece sacado de una revista. Con el resto de los sentidos, en este caso el olfato, nos encontramos con un espacio que huele de maravilla y que va más allá del simple olor a limpio.

Limpieza del baño

Uno de los puntos más importantes para tener un baño que luzca como el de un hotel es la limpieza. Lo ideal es que el baño se limpie dos veces en semana y se repase de vez en cuando durante la propia semana, sobre todo si somos varias personas utilizando el mismo baño. La razón es obvia, rápidamente se producen manchas de cal, salpicaduras en los espejos, algún pelo queda por ahí suelto, etc. Una buena limpieza es una de las mejores presentaciones de un baño.

Plato de ducha o bañera

Dependiendo del hotel al que vayáis o la habitación que os den os podéis encontrar con baños más o menos grandes. En algunos podréis ver que cuentan con una bañera y, en un espacio diferenciado, un plato de ducha; en otros se opta por una u otra, aunque los platos de ducha suelen ser una de las opciones más escogidas puesto que es apta para personas con dificultades de movilidad.

Si estás en el proceso de reformar tu baño, te recomendamos que le eches un vistazo a las mamparas de ducha online para que puedas ver qué diseños son los más cómodos en base al espacio que tengas de baño, pues una de las claves importantes de un baño de hotel es que se vea espacioso y amplio por pequeño que sea.

Un baño que huela siempre bien

Una de las características de los baños de hotel es que suelen oler muy bien. Olvídate de buscar el ambientador en algún rincón de dicho espacio, probablemente hayan incorporado -y puedes hacerlo tú también en casa- algún aceite esencial como:

  • Unas gotas de aceite esencial o de un producto oloroso y agradable en la escobilla.
  • Un algodón humedecido con aceite esencial en la papelera del baño.
  • Unas gotitas de aceite esencial en el cartón del rollo de papel higiénico.
  • Si es invierno, unas gotas de aceite esencial en el radiador del baño, pues con el calor aromatizará toda la estancia.

Iluminación sin sombras

Una iluminación bien colocada puede hacer que siempre te veas bien y, la manera en la que lo consiguen en los baños de los hoteles es a través de iluminar los espejos en ambos lados para evitar las sombras, o también puedes poder luces detrás de los paneles.

Además de la iluminación sin sombras es frecuente encontrarnos baños con iluminaciones tenues. Estos focos suelen colocarse en el suelo o debajo de los lavabos, iluminando la estancia de forma relajante y, después suelen tener la opción de poder encender las luces del espejo para una iluminación más intensa.

Plantas en el interior del baño

No todos los baños de hotel cuentan con algo de naturaleza en el interior pero muchos otros sí, sobre todo cuando se trata de baños que cuentan con iluminación natural. Si quieres trasladar esta tendencia a tu baño será imprescindible que tú también cuentes con un poco de luz natural o será mejor que o pases de esta opción o que optes por naturaleza artificial.

Algunas plantas que pueden llevar bien la humedad del baño son las suculentas, las orquídeas, helechos… Ante las dudas, consulta siempre en tu floristería mas cercana.

Colores para el baño

Si te fijas, la mayoría de los baños suelen contar con materiales muy resistentes y se suele optar por colores claros. La razón es sencilla, un color claro hace que la estancia parezca más luminosa y amplia, por lo que apuesta por los colores claros o cálidos para conseguir un baño en el que apetezca estar.

Compartir en: Twittericono twitter Facebookicono facebook Pinteresticono pinterest

También te puede interesar