Escrito por

Reciclar la decoracion

Muchas veces hay muebles o accesorios que hace mucho tiempo que están allí, que han cumplido su ciclo y no se soporta más tenerlos en ese lugar por eso hay que recilcar la decoración.

reciclar-cajas

Lo que no gusta puede ser el color de un piso, o los azulejos del baño o de la cocina, pero cuesta mucho trabajo y mucho dinero cambiarlos, hay que buscar otra manera para mejorar la situación.
Lo primero que hay que hacer es reconocer donde está el problema, y tratar de hacerlo más llevadero, de poder vivir con él, hasta que se pueda remediar esa situación.
Si lo que no se soportan son algunos sillones, se les puede cambiar el color, llevarlos para otro lugar, cambiar los almohadones, así quedarán muy distintos y parecerán nuevos, una buena forma de reciclar la decoración.

lino1

Por el contrario, cuando lo que  molesta está fijo en un lugar, ya no es tan fácil, se debe buscar colocar a su alrededor algo que combine con ese color, o algo que le quite protagonismo.
Un ejemplo, si lo que no gustan son los azulejos de un color determinado, se pueden poner accesorio del mismo color pero más oscuros, o negros que ese color siempre viene bien.
Cuando son los pisos los que no gustan, se los puede disimular con una hermosa alfombra, o se puede poner algo llamativo que concentre todas las miradas,  ya sea en un rincón, o sobre un mueble, o puede ser una hermosa obra de arte en la pared.
Un espejo sobre un mueble reflejando un hermoso ramo de flores, atraerá todas las miradas y el piso pasará a segundo plano.

Lo más interesante
Top 6
artículos
Síguenos