Tips para una mudanza fácil en Barcelona

Aunque te vayas a trasladar al lugar de tus sueños, hacer una mudanza siempre implica esfuerzo, hacer un poco de limpieza mientras tanto y seguir algunos tips para que puedas hacer la mudanza lo más fácil posible. Nosotros queremos compartirte algunas ideas de nuestra última mudanza que pueden resultarte útiles y de profesionales del sector, para que puedas hacer una mudanza sin estrés.

Tu mudanza hecha por profesionales

Una de las primeras opciones a tener en cuenta es si quieres hacer tú mismo tu mudanza Barcelona, independientemente de que sea dentro de la ciudad o te traslades desde fuera a Barcelona, o si prefieres que se encargue una empresa especializada. Si optas por una empresa especializada pregunta si tiene cajas perchero porque ahí puedes llevar toda la ropa colgada, solo es trasladar de la caja al mueble y te quitas mucho trabajo,.

Para que te puedas hacer una idea de los costes que supone contratar a profesionales, hemos tomado como ejemplo los precios de la empresa Mudanzas24 que puedes ver con detalle en la siguiente imagen:

Por supuesto, antes de contratar a cualquier profesional es importante que dediques a hacer una comparativa de los costes y servicios que ofrecen para que puedas encontrar el mejor servicio.

Conoce tu nueva casa

Una de las primeras recomendaciones que hacen los profesionales es que conozcas bien tu nueva casa, toma medidas y organiza tus cajas en función de cada una de las estancias. Si tienes bien diseñado en tu cabeza donde quieres que vaya cada cosa, te resultará mucho más sencillo mudarte e instalarte rápidamente.

Tómate tu tiempo para hacer la mudanza

Ponte una fecha límite de mudanza pero con tiempo. Es fundamental que no te mudes de un día para otro para que no sientas todo el peso del mundo a tus espaldas. Si comienzas a preparar cajas todos los días, una a una, verás que no te resultará tan agobiante el proceso.

Comienza a empaquetar lo que no necesitas

Lo primero es hacerse con unas buenas cajas para mudanza, que verás que van a hacerte la vida más sencilla y una vez las tengas comienza a empaquetar son las cosas que sabes que no vas a necesitar enseguida. Por ejemplo, la ropa de otra temporada, los juegos de toallas y sábanas de repuesto, libros que no leas habitualmente… Ahí, cada uno su orden y sus hábitos.

Cada caja o bolsa que organices tiene que ir etiquetada con el lugar al que va destinada y lo que contiene, de esta forma te resultará mucho más sencillo. Otra opción muy recomendada es que en lugar de pegarle etiquetas escritas lo hagas por pegatinas de colores, un ejemplo sería que todo lo que vaya a la cocina tiene que llevar la pegatina del color rojo, así es mucho más visual y rápido.

Mientras haces cajas, haz limpieza

Es impresionante todas las cosas que llegamos a acumular, que no utilizamos y que ni si quiera nos acordamos de que están ahí. Déjate de melancolías y haz una buena limpieza mientras vas haciendo tus cajas, recicla, dona, regala, vende, ¡lo que quieras! todo aquello que ya no utilizas. Deja espacio a lo nuevo y verás que es de lo más agradable.

Lleva tu ropa colgada

¿Has vistos las fundas de ropa que suelen dar en las tiendas para portar las prendas más delicadas? Pues crea la tuya propia solo que con bolsas grandes o con doble bolsa para que puedas crear montones de ropa que sea de colgar sin que se arrugue tanto, se pueda manchar y así es sacar y colgar en tu nuevo armario.

Lo más imprescindible en maleta

Las cosas que vayas a necesitar desde el primer momento, todo eso que necesitas diariamente y que son cosas que no se te pueden despistar, llévalas en una maleta. De esta manera lo tendrás todo asequible y localizado para evitarte sustos.

No hagas compra la semana previa a la mudanza

Cuando tengas claro que vas a hacer la mudanza, comienza a consumir todo aquello que tengas fresco pero también lo que tengas en el congelador y en la despensa. De esta manera, te vas a ahorrar unas cuantas cajas con comida.

También te puede interesar